lunes, 10 de octubre de 2011

Iniciación


La preparas según mis designios y deseos que te llegaron en noches de tormenta y lascivia… su cabello azabache y suelto, salpicando la piel nacarina de su cuerpo, a merced de los movimientos futuros que marquen mi pulsión y destino… todo su ser realzado y entregado a los placeres que vayan latiendo en las cuentagotas de mi suma perversión… su coño libre, para ser aprisionado en tan solo un latido y de cuya humedad eres responsable… odias la situación… odias el momento… la odias y haces lo propio conmigo… pero no puedes evitar obedecerme una vez mi susurro hace eco en tu mente… y mientras tanto contemplo con fría satisfacción la entrega de ambas… cercana en el deseolejana en la distancia…

No hay comentarios: